Para qué una Terapia de Grupo

               

La terapia de grupo centra su trabajo en intentar abordar los problemas y dificultades personales y estimular el desarrollo personal de los participantes en un contexto grupal. Cuando expresas lo que sientes ayudas al grupo a abrirse y viceversa.

Así mejorar tus habilidades, conocer tus emociones, aceptándote y reconociéndote tal como eres para afrontar tu vida cotidiana.

Es tener un espacio donde poder gestionar y expresar tus emociones, sentimientos sin ser juzgados y desde el respeto mutuo, un lugar donde poder liberar el estrés del día a día, un lugar donde sentir desde el amor, la aceptación para poder abrirte emocionalmente y donde sentirte apoyado, acompañado, sostenido y poder sostener a otros compañeros.

                         Todo desde un pacto de confidencialidad.